Beneficios del vino tinto

Ya sea un caro Chateau Lafite Rothschild de 1962, un raro Chateau Petrus, o sólo una versión barata de vino de mesa, científicos británicos dijeron que habían descubierto cómo el vino tinto disminuye el riesgo de enfermedades del corazón.

Hasta ahora, la respuesta a la paradoja francesa había eludido a los científicos. Se sabe que los franceses son amantes del queso, las salsas, el paté y los cigarrillos y, sin embargo, tienen un índice muy bajo de cardiopatía. Los científicos sabían que esto se debe a la afición de los franceses por el vino tinto, pero no habían podido explicar con exactitud cómo la bebida favorita del pueblo francés mantiene sus corazones saludables.

Creemos que hemos identificado un mecanismo que podría explicar la paradoja francesa“, dijo Roger Corder, del Instituto de Investigación Científica William Harvey, en St Bartholomew, y de la Facultad de Medicina y Odontología de la Universidad de Londres. El profesor de terapéutica experimental y su equipo hallaron que el vino tinto es rico en polifenoles, sustancia que bloquea la producción de una proteína vinculada con la cardiopatía, que es el asesino número uno de muchos países occidentales. “Hemos demostrado que extractos de vino tinto pueden inhibir la producción de un péptido o proteína pequeña, llamada endotelina”, dijo Corder. La endotelina origina la contricción de los vasos sanguíneos. La cáscara de la uva roja y sus semillas son ricas en polifenoles. “Lo que estamos proponiendo es el mecanismo que podría explicar por qué el vino tinto es una bebida alcohólica para consumir preferentemente a otras“, dijo Corder.

 Una copa de vino al día

 “Si usted consume una copa de vino tinto diaria y absorbe bien el principal activo, esto sería más que suficiente. Realmente satisface la idea de que una o dos copas de vino tinto al día sirven de protección“, añadió Corder. En un estudio publicado en la revista científica Nature, los investigadores compararon los extractos de 23 vinos tintos, cuatro blancos, uno rosado y un jugo de uvas rojas para determinar su impacto en la concentración de endotelina. Sólo el vino tinto bloqueó la creación del péptido. A mayor cantidad de polifenoles mejor fue el impacto.

Asimismo, Corder manifestó que el jugo de uvas rojas mostró alguna actividad contra la endotelina. “Tenemos una acción del vino tinto que podría representar un potencial enorme en la protección contra la cardiopatía si se consumiera de forma regular”, dijo. Aunque el estudio fue limitado y no incluyó vinos de todas las partes del mundo, de los vinos examinados, el Cabernet Sauvignon fue el que tuvo el impacto más grande sobre el péptido.” De los seis vinos a la vanguardia de la lista, al menos cuatro de ellos poseían un componente de Cabernet Sauvignon. Puede que el proceso de fabricación del vino sea muy importante en esto, así como las condiciones locales en que crecen las uvas’‘, añadió.

Los polifenoles también poseen propiedades antioxidantes, pero los científicos dijeron que era improbable que pudieran ser responsables de los efectos en la producción del péptido. Asimismo, se descartó el etanol, el elemento embriagador del vino, la cerveza y los licores. “Esta investigación fue realizada con extractos sin etanol y mostró que el vino tinto posee un factor protector que puede suprimir claramente mecanismos importantes que intervienen en el desarrollo de la cardiopatía”, concluyó Corder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Cerverzasyvinos.com utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies