Brandy de Jerez

La Denominación Específica Brandy de Jerez ocupa una zona situada al noroeste de la provincia de Cádiz, compuesta por tres términos municipales: Jerez de la Frontera, El Puerto de Santa María y Sanlúcar de Barrameda.

Esta comarca constituye también la zona de crianza de los vinos amparados por la Denominación de Origen Jerez-Xeres-Sherry y Manzanilla de Sanlúcar de Barrameda.

Suelo y Clima

En plena Andalucía atlántica, de paisajes ondulados, gracias a suaves colinas, enmarcadas por los ríos Gualdalquivir y Guadalete, por un lado y el océano por otro. Destacar la “albariza” como tierra fértil y con alta capacidad de retención de humedad.

El clima es un factor esencial para la elaboración y el envejecimiento del Brandy; realmente es un microclima caracterizado por unos inviernos suaves y templados y por unos veranos calurosos. La temperatura media anual es de 18ºC, sin grandes oscilaciones a lo largo del año.

El índice pluviométrico es moderado, unos 600 mm anuales.

Una característica de esta zona son las “blanduras” una capa de rocío que, incluso en verano, protege a la tierra y a sus frutos.

Botellas de Brandy de Jerez de la marca Lepanto

Elaboración del Brandy de Jerez

En 1.988, el Consejo de Ministros de la CEE aprobó un reglamento definiendo la palabra brandy como: “la bebida espirituosa obtenida a partir de aguardiente de vino, envejecida en recipientes de roble durante un año, por lo menos, o seis meses, si la capacidad de las barricas o botas de roble fuera inferior a mil litros, que contiene una cantidad mínima de sustancias volátiles y que proceden exclusivamente de la destilación o redestilación de las materias primas tratadas”.

El Proceso

El Brandy de Jerez nace de uvas sanas de gran calidad, que, a su vez, dan unos vinos limpios y buenos de una graduación alcohólica comprendida entre los 10,5 y los 13º. Posteriormente, por destilación en alambiques (o alquitaras), o en columnas de destilación, se obtienen tres tipos de alcoholes:
· Holandas: aguardiente de vino de baja graduación. Su graduación alcohólica no ha de ser superior a los 70º.
· Aguardiente de vino de media graduación: con una graduación alcohólica no superior a 80º.
· Aguardiente de vino de alta graduación: también denominado “destilado de vino”. Es el obtenido por destilación del vino o aguardientes de vino y cuya graduación alcohólica oscila entre los 80º y los 94,8º.

Al elaborar el brandy se puede usar un único aguardiente o bien la combinación de diferentes tipos (cabeceo), para después añadirles agua destilada o depurada adquiriendo con ello la graduación alcohólica deseada. Se les puede añadir, si se desea, un edulcorante suave que complementaría el gusto dulce ya adquirido por los aguardientes en su paso por las botas, al haber estado enviadas anteriormente con vino de Jerez, requisito indispensable para el añejamiento del Brandy de Jerez.

Mencionar que la bota más empleada tiene una capacidad de 500 ó 600 litros.

Asimismo hay que destacar como factor crucial el método de criaderas y soleras, imagen de las escalas para llevar a cabo el proceso), para el envejecimiento del brandy, método que explicamos en la Denominación de Origen Jerez-Xérès-Sherry y Manzanilla-Sanlucar de Barrameda.

Aparte del anterior también se utiliza, para los brandies de más calidad, un método mixto de añadas, soleras y criaderas, por el cual las holandas envejecen en barricas de roble hasta una pérdida de graduación variable, para, posteriormente, rebajarla hasta unos 44º, continuando su envejecimiento con el método de soleras y criaderas.

Clasificación y Características del Brandy de Jerez

Con respecto a las características relacionadas con su elaboración y envejecimiento, el Consejo Regulador distingue tres tipos de brandies:
· Brandy de Jerez “Solera”: Color ámbar, envejecido durante más de seis meses (con una media de un año) y cuyo contenido en sustancias volátiles, es decir, la suma de ácidos volátiles, aldehídos, ésteres y alcoholes superiores, ha de ser superior a 200 mg/100 cc. de alcohol a 100% volumen.
· Brandy de Jerez “Solera Reserva”: Persistente y equilibrado al paladar; el contenido de sustancias volátiles ha de ser superior a 250 mg/100cc. de alcohol a 100% volumen. Su periodo de envejecimiento será superior a un año (con una media de dos años y medio).
· Brandy de Jerez “Solera Gran Reserva”: De tonos caobas y iodados; el contenido de sustancias volátiles ha de ser superior a 300 mg/100cc. de alcohol a 100% volumen. Ha de ser sometido a un periodo de envejecimiento no inferior a tres años (con una media de ocho años).

Los brandies amparados por la Denominación Específica Brandy de Jerez deben tener una graduación alcohólica real comprendida entre los 36º y los 45º en volumen, y presentar las cualidades organolépticas de los mismos en cuanto a color, aroma y sabor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Cerverzasyvinos.com utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies