Vinos del Condado de Huelva

La zona del Condado de Huelva se encuentra en el extremo más occidental de Andalucía y abarca unas 6.000 Ha. correspondientes a diecisiete municipios de la provincia de Huelva.

Vinos del condado de Huelva

Vinos del condado de Huelva

Suelo y Clima
La comarca vinícola se extiende por la llanura del bajo Guadalquivir, desde la divisoria de aguas que marca su afluente el Guadimar hasta la ría del Tinto.
La tierra solar de estos vinos tiene zonas de insuperable calidad para el cultivo de estos vinos; son suelos, por lo general, sueltos, arenosos, permeables y de fertilidad moderada.

El clima es el propio de la Andalucía del Golfo de Cádiz, fuertemente influido por el océano; es un clima templado, (16- 18º) con vientos húmedos, procedentes del Atlántico y lluvias frecuentes (más de 700 mm). La luminosidad es muy elevada.

Materia Prima
La variedad predominante en la zona es la Zalema Blanca, además de ésta, se cultivan también en el Condado, autorizadas por el Consejo Regulador: Palomino, Listan, Pedro Ximénez, Garrido fino y Moscatel.
Características

Los vinos producidos en el Condado son en su gran mayoría blancos y de una graduación alcohólica comprendida entre los 11 y 14º. Son vinos secos, frescos y afrutados. Ejemplo de estos vinos es el “Blanco joven”, de reciente introducción en el mercado, procedente de la variedad autóctona Zalema Blanca.

Pero lo internacional de esta D.O. viene dado por sus generosos: el “Condado Pálido” y el “Condado Viejo”.
· El Condado Pálido es un vino generoso de color oro pálido, de aroma punzante, almendrado, seco y de baja acidez. Tiene como rasgo característico él haber sido sometido a una crianza biológica (método de criaderas y soleras, en botas y bocoyes de roble). Procede de las uvas Listán, Palomino y Garrido Fino.
· El Condado Viejo también es un vino generoso de color ámbar y un aroma intenso. Ha sido criado en botas de roble (crianza oxidativa). Pueden ser: secos, dulces, semi-secos, semidulces.

A su vez, se clasifican en tres grupos: finos, como por ejemplo el “Pálido Condado”; olorosos, como el “Doceañero” y dulces, como el “Moscatel”.

Todos los generosos son sometidos a crianza, bien por el sistema de añadas, o por el de criaderas y soleras, con una duración mínima de dos años naturales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Cerverzasyvinos.com utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies